Conectá con nosotros

ATP

Tomate unos dias, Maestro

Publicado

en

Después del desgastante partido contra Koepfer, Federer decidió bajarse del torneo de Roland Garros habiendo llegado a la segunda semana del certamen. En los dos partidos anteriores, contra Istomin y Cilic, mostró momentos de alto nivel de tenis que nos ilusionaron con verlo otra vez en las instancias decisivas de un torneo grande. Pero, contra el alemán, volvió a un nivel mas irregular que hizo que tuviera que batallar mas de tres horas para poder sacar el partido adelante. Al rato de terminado el encuentro Roger avisó que no estaba seguro si se iba a presentar en la siguiente ronda porque tenia que cuidar su cuerpo priorizando la gira sobre césped y hoy confirmó que se bajaba.

La decisión parecería ser una mezcla de muchos factores, la edad, sus dos operaciones, no dar pasos atrás en su recuperación, pero hay dos de esos motivos en los que me gustaría detenerme: sus expectativas sobre el torneo y la cercanía con la gira sobre césped.


En el horizonte, mas allá del difícil partido contra el italiano, aparecía Djokovic y mas allá Nadal. Los dos nombres con los que hoy Federer está varios escalones abajo, ¿Valía la pena desgastarse contra Berrettini si sabía que si ganaba en la próxima instancia iba a estar el serbio? Puede sonar antipático para los fans del torneo parisino, y tal vez un poco lo sea, pero yo creo que Federer «usó» al torneo como para agarrar ritmo y probarse a 5 sets pensando en todo lo que se viene en los próximos meses. A esto, habría que sumarle que ni el creía que iba a llegar a la 2da semana después de lo que fueron sus anteriores torneos de este año. Es mas, él mismo admitió después del partido contra Cilic verse sorprendido por el nivel que había alcanzado.

Otro factor determinante para su temprana baja, creo yo, es la postergación de una semana del torneo parisino. Esta semana que se retrasó, dejo a la gira de césped con una complicación muy importante, ya que, además de ser muy pocos torneos de preparación para Wimbledon, se le agrega que casi no hay tiempo para que los jugadores que llegan lejos en Roland Garros puedan adaptarse con tiempo al cambio de superficie. Y todos sabemos que los verdaderos objetivos de Federer son Wimbledon, por su preferencia sobre esa superficie y los JJ.OO., por su viejo anhelo de conseguir la faltante medalla dorada en singles.


En conclusión: ¿Podría haber seguido jugando el torneo? Yo creo que sí, ya que si es solo por precaución no habría lesión alguna, pero a su edad sabe que no le quedan muchas balas en el cargador y tiene que saber como usarlas ¿Se podría decir que fue una decisión algo egoísta? También puede ser, pero si no le dejamos pasar una a alguien que ama tanto a este deporte y que a su edad está haciendo todo lo posible para seguir vigente con toda una familia y varias operaciones a cuesta, ¿A quien se la vamos a dejar pasar?

Advertisement
Advertisement
Dejanos tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *