Conectá con nosotros

Entrevistas

Lautaro Midón: “Mi mayor sueño es ganar la Copa Davis o un Oro Olímpico»

Publicado

en

Las palabras del joven argentino

En una entrevista exclusiva para Set Tenis Radio, el correntino Lautaro Midón, de 17 años, charló sobre su presente, su paso por Australian Open Junior, sus expectativas para el 2022 y mucho más. ¿Te perdiste el vivo en Twitch? Repasá, en esta nota, todas sus declaraciones.

Claramente, el tema principal de la conversación rondó sobre su participación en Australian Open Junior, su primer Grand Slam, donde alcanzó los octavos de final y cayó ante Bruno Kuzuhara, quien terminó consagrándose en el certamen. Sobre el torneo, comentó: “Fue mi primer Grand Slam y la pase muy bien. El viaje de vuelta fue demasiado largo, pero lo demás fue impresionante, me encantaría repetirlo de nuevo. Estaba bastante nervioso, el día previo al primer partido no pude dormir nada. A la medianoche le mande mensajes a mi cuerpo técnico porque no me podía dormir. Me calmaron, me dijeron que despeje la cabeza, que lea un libro, y al otro día sentía que había dormido 12 horas, estaba muy preparado”.

¿Pudiste controlar los nervios? ¿Cómo estuvo tu nivel?

Dentro de la cancha tenía muchos nervios, pero podía jugar. En otros momentos de mi carrera, con nervios se me había muy difícil poder jugar, ahora no fue así. El segundo partido, contra Bruno, creo que lo jugué a un buen nivel. Mi primer set fue bueno, en el segundo no me salieron las cosas y el subió un poco nivel. Pero el primer partido, si bien estuve bastante nervioso, por suerte todo salió bien.

¿Qué diferencias notaste en el torneo australiano?

Es otro ambiente un Grand Slam. Nunca jugué en una cancha tan rápida como las de Australia, ni siquiera las canchas de entrenamiento eran como las que conocía. Por eso no había mucho peloteo, la mayoría eran puntos cortos, si uno sacaba bien se llevaba fácil el punto.

¿Cómo sentiste el calor de Australia? ¿Se podía jugar?

Yo vengo de Corrientes, una ciudad en la que hace mucho calor, eso me ayudó mucho, estaba bastante acostumbrado. También, antes de ir, entrené en Buenos Aires en horas de la tarde, cuando hacía calor, y eso me ayudó mucho. En Australia el primer día no hizo calor, pero el día en el que jugué segunda ronda sí. Creo que los tenistas más grandes siempre juegan en el mejor clima, y por eso les puede parecer injugable el clima de Australia.

¿Qué hiciste cuando terminó tu participación?

Cuando terminó Australia para mí, me quedé en el torneo, vi partidos, estuve en el box con Zeballos, me quedé hasta el día sábado. Tuve la suerte de cruzarme con Rafa, es mi ídolo, cuando lo vi no sabía qué hacer, me quedé helado, lo veía y decía ‘no lo puedo creer, lo tengo enfrente’, aproveché cuando se acercó y le pedí una foto. También lo crucé a Murray, yo estaba con otro chico, y nos preguntó si habíamos jugado, cómo nos había ido…  Ví jugar a Medveded y me dejó impresionado, es una máquina, no erra pelotas, juega todos los puntos, es un atleta que no se cansa; y sobre Kyrgios, lo que hace… no sé si muchos lo hacen, él da show, y la gente va a ver eso, y por eso también tantos lo apoyan.

¿Viste la final?

No pude ver la final, estaba viajando, pude ver los últimos dos games, cuando estaban 5 iguales, y no hay palabras para decir lo que hace Rafa, no se explica.

Entonces, ¿lo tenés a Rafa como un referente?

Desde chico siempre doy todo en los partidos, esté o no esté en un buen día, la actitud no se negocia, y por eso lo tengo de referente a él, no tanto por todas las cosas que logró, sino por todo lo que deja en la cancha. De Rafa creo que quiero tener la misma cantidad de Grand Slams ja… Y tenísticamente creo que la movilidad que tiene es impresionante, tiene 35 y se mueve como una fiera, no me quiero imaginar lo que era hace 10 o 15 años atrás.

En todo momento Lautaro se mostró enfocado en su carrera y, sobre todo, muy seguro de sí mismo, aseguró que siempre que va a un torneo, va con la ilusión de ganar. “Siempre que voy a un torneo voy con las expectativas altas. Podía avanzar como perder en primera, y para ser mi primer Grand Slam no estuvo nada mal llegar a octavos. Ojalá en Roland Garros me pueda ir mejor”, comentó.

¿Te gusta ver tenis o solo jugarlo? ¿Y otros deportes?

Miro tenis siempre que puedo, me gusta ver cómo juegan, qué tácticas usan, otras veces solo miro el tenis, como va de un lado al otro la pelota. Miro mucho lo que hacen cuando juegan con presión, cómo sacan cuando tienen saque para partido. También me gusta el rugby, mi papá practica y muchas veces lo voy a ver. Intenté jugarlo, pero me gusta más el tenis, también me apasiona el golf, pero el tenis me gusta sobre todas las cosas.

¿Te acordás por qué empezaste a jugar al tenis?

Era chico, pero lo recuerdo. Arranqué a jugar porque íbamos a Brasil de vacaciones, ahí siempre jugábamos en la playa, y mi tío le dijo a papá que tenía buen swing. Tenía 3 años y medio, la raqueta era más grande que yo. Arranqué a jugar y estuve un tiempo en la escuelita, después me aburrí y dije que si no empezaba más fuerte no quería seguir, entonces arranqué con mi entrenador y no paré. Cuando tenía 6 o 7 años me preguntaron en una nota que quería ser de grande, y yo dije tenista profesional.

Se ve en tus redes un particular fanatismo y gran apoyo a los argentinos en todos los deportes, ¿quién es el mejor tenista argentino en este momento?

Creo que los argentinos nacemos así, desde chico soy fan de Argentina. Cuando perdimos la final contra Alemania en 2014 estaba llorando, mi mamá me consolaba y yo le decía ‘perdimos la final del mundo, es el fin del mundo’. Mi mayor sueño es ganar la Copa Davis o una medalla dorada en los Juegos Olímpicos. En este momento creo que el mejor es el Peque, y ahora Delpo que volvió.

¿Recordás a del Potro ganando el US Open?

Me acuerdo que estaba en la casa de mis abuelos viendo el partido, era muy chico, tenía cinco años… Me acuerdo que cuando gano el partido me motivó, me fui a una pared y empecé a jugar.

Para los que no te conocen, ¿cómo es tu juego?

Busco ganar los puntos, ir para delante, si tengo que jugar 100 pelotas para esperar el momento justo lo hago, si tengo que defender lo hago, si tengo que se ofensivo también lo hago. Depende el rival puedo jugar distinto en ese momento. Analizamos al rival con mi equipo, pero también depende de cómo me siento yo en esos días, si estoy confiado o flojo, pero siempre hablamos antes de entrar a jugar.

¿Cómo afrontaste la pandemia y la cuarentena?

La pandemia fue difícil para todos, no solo en el deporte, en el mundo, para todos. Yo por suerte en casa usaba mucho el garaje, trataba de entrenar lo máximo que podía porque sino después no comía ni dormía bien. En Corrientes, que fue la primera provincia que se abrió, a los 45 días después de cuarentena ya, por suerte, podía estar en una cancha. No me costó tanto volver, pero si no hubiera hecho nada me hubiera costado el triple. Durante la cuarentena empecé a estar en un programa de la AAT que nos hacían hacer respiraciones, visiones y eso, y pasaba mucho tiempo con eso, pasaba bastante tiempo en el tenis aunque no estuviera dentro de una cancha. También pasaba tiempo con mis hermanos, jugábamos a la play, los peleaba también…

¿Qué metas tenés para este año?

Ahora me estoy preparando para jugar en Brasil las próximas semanas, quiero tratar de teminar dentro del TOP 10 ITF. Sacar puntos en los nacionales y ya poder jugar Challenger el próximo año. Que haya torneos en Argentina es lo mejor que puede pasar, así ya desde chicos se hace más grande la competencia… Que haya iniciativa de querer hacer nuevos torneos hace dar cuenta de que se quiere mejorar.

¿Cuál es tu superficie preferida? ¿Y tu Grand Slam?

Por ser sudamericano claramente me adapto mejor al polvo, acá no tenemos torneos en cancha rápido y ojalá se implementen, me gustan las canchas rápidas, pero el polvo es mi fuerte. Por mi tipo de juego podría jugar bien en hard cuando sea grande. El Grand Slam que me gustaría ganar es Roland Garros, y el que mas veo es Wimbledon.

¿Usas redes sociales? ¿Sentís el apoyo de la gente?

Uso las redes, no me han mandado tantos mensajes, por ahí ahora si me empezaron a seguir después de que jugué esos partidos en Australia… Siempre trato de agradecer, de ser amable. También sé que en algún momento la gente puede hablar mal del otro, pero yo estoy decido en mí, y a la gente que me apoya le agradezco mucho.

En el final de la entrevista, le consultaron cómo se ve de cara a los siguientes años y, sin que le tiemble la voz y con la solidez que lo caracteriza, concluyó con una frase muy especial: “Para los Juegos Olímpicos de 2028 tengo la esperanza de poder ir y traer una medalla para Argentina”.

Dejanos tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.