Conectá con nosotros

WTA

Aryna Sabalenka campeona en Ostrava

Publicado

en

En la final 100% bielorrusa, Aryna Sabalenka le ganó a Victoria Azarenka por 6-2 y 6-2. Con un gran nivel, la tenista de 22 años consiguió su segundo título en el año y séptimo en su carrera en canchas duras. Por su parte, la reciente finalista de US Open mostró molestias físicas y no logró desplegar su mejor tenis.

Empezó con mejor ritmo Sabalenka, que parecía que iba a decidida a convertir el primer game en break, pero poco a poco Azarenka fue potenciando su nivel y sostuvo. El primer set se tornó parejo, ambas con buenos turnos de servicios, pero tenían que hacer esfuerzos y mantener la firmeza, para no cometer errores que tengan que lamentar. Recién en el quinto juego, la más joven de 22 años pudo romper en cero y confirmar para queder en ventaja. En el séptimo juego, consiguió otro quiebre tras una gran presión y potencia en los golpes, y luego lo cerró 6-2.

La molestia de Vika se notaba en la mirada porque las cosas no parecían salirle como las planeó. Había perdido el primer parcial en 35 minutos, sin haber cometido grandes errores, pero sin poder sostener en los momentos claves. Los fantasmas de la primera parte se hicieron presentes porque volvió a ceder y tuvo que pedir médico para aflojar el cuello. Aryna al frente con mucha más potencia que al principio y una firmeza que demostraba el motivo por el cual se había reunido en la final. Por un lado, concentración y del otro, demostraciones de cansancio.

Después de recibir dos veces asistencia de la fisioterapeuta, la favorita número cuatro quebró, pero poco duró la felicidad porque la número 12 del mundo, recuperó y posteriormente selló la victoria en una hora y siete minutos y se coronó campeona por segunda vez en el año, siete en total en su carrera profesional. Hace unos días, había revertido un 0-6, 0-4 ante Sara Sorribes y hoy consiguió el título con un nivel a destacar. Ahora deberá disputar la final de dobles junto a Elise Mertens, que irán ante Luisa Stefani y Gabriela Dabrowski.

Advertisement

Advertisement
Dejanos tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.