Conectá con nosotros

Argentina Open

El ATP, pese a las bajas, tuvo un gran tenis

Publicado

en

No fue un Argentina Open normal por las diferentes bajas: Thiem y Berrettini entre otros en la previa, y Schwartzman en plenas semifinales. Igualmente, en Buenos Aires se respiró buen tenis.

Sí, las figuritas que captaban la atención del público no estuvieron. Pero aparecieron otras. Inesperadas, claro, que cautivaron a la gente: Pedro Sousa, el portugués, fue uno de ellos. Ni hablar de Casper Ruud -campeón-. Pese a que hayan habido varias bajas, Martín Jaite y toda la organización no deben agachar la cabeza: fue un gran torneo.

Dominic Thiem (4°) en los últimos años viene siendo la gran atracción en Buenos Aires. En éste defendía semifinales, pero se tuvo que bajar por fatiga muscular: el austríaco acaba de perder la final del Australian Open frente a Djokovic. Aun así, ya aseguró que volverá a jugar en el país.

Mismo fue el caso de Matteo Berrettini (8°), quien también se bajó por lesión. Así, el primer preclasificado se quedaba en manos de Diego Schwartzman (13°). El Peque no se pudo presentar a las semifinales vs. Sousa por un desgarro en el aductor de la pierna izquierda. Sí, otra baja.

Advertisement
Resultado de imagen de schwartzman lesión
Schwartzman informó su baja en conferencia. Créditos: La Nación.

Además de éstos, Christian Garín (25°) y Fernando Verdasco (45°) tampoco se presentaron al torneo porteño. ¿Por qué? El chileno venía de consagrarse en Córdoba, donde sumó mucho desgaste y decidió cuidar el físico. El español, por su parte, anunció en sus redes que se retiraba por estar enfermo.

De esta manera, Sousa, Ruud y Londero fueron los que más provecho le sacaron. Los dos primeros disputaron la final -victoria cómoda de Ruud- y el cordobés cayó en semis, justamente ante el noruego. El portugués, quien perdió en la definición, llegó al último match con problemas físicos y no desplegó su mejor nivel. Igual, a sus 30 años, llegó a su primera final y no tiene nada que reprocharse.

Con idas y vueltas, el Argentina Open vivió un buen tenis. ¿No era lo esperado? Quizás, pero lo que se vio no fue para nada malo.

Advertisement
Dejanos tu comentario

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.